Tecnologías que usaste y que tu hijo no podrá disfrutar

El mundo cambia vertiginosamente en todos los sentidos. En lo que respecta a  las tecnologías, objetos que hoy resultan prácticamente imprescindibles hace tan solo 25 años eran impensables, como por ejemplo los smartphones que han revolucionado la sociedad de la información. Pues bien, ¿Te has parado a pensar en los objetos que fueron fundamentales en tu vida y que tus hijos no conocerán y no valoran? Pues son un montón.

Es cierto que aquello que no se utiliza es porque ya no resulta útil o, simplemente, por que ha sido superado por tecnologías más novedosas que han presentado indudables mejoras sobre sus precedentes. A pesar de todo, resulta inevitable sentir cierta nostalgia al pensar en aquellos objetos que fueron cotidianos y con los que creciste y maduraste. Hablamos de tecnologías que en su día fueron rupturistas y presentaron indudables mejoras -como el fax- o que dejaron una huella indeleble en tu vida, como por ejemplo las viejas máquinas de escribir o las máquinas fotográficas y sus rollos y películas.

Todo aquello fue superado como en breve lo serán los objetos que ahora forman parte de la vita cotidiana de tus hijos. Mucho más rápido si cabe que aquello que nos acompañó a nosotros ya aquellos cambios cada vez son más rápidos en una sociedad que devora tecnologías, usos y costumbre al paso que macan las modas.

Si pensamos por ejemplo en la profesión de periodista mucho adolescentes o jóvenes en formación se preguntarán como era posible ejercer el reporterismo sin un objeto que para ellos ya es imprescindible. Parece lógico, pero ¿cómo explicar que se vivía pendiente de una cabina telefónica?

Los objetos que repasaremos, en su mayor parte, serán desconocido para tus hijos. A continuación te presentamos tecnología que tus hijos desconocerán y no sabrán la importancia que tuvieron para ti:

1.- Fax: Técnicamente un fax es un sistema de telecomunicaciones, que permite enviar copias de documentos a la distancia, utilizando por lo general las líneas telefónicas. Este acto, el de enviar un fax, se podía realizar a cualquier parte del mundo, en la medida que tanto el emisor como el receptor, tengan un aparato preparado para ello.

Inicialmente, el fax se usaba casi exclusivamente en el periodismo; pero su eficiencia y el afán de modernización hicieron que se integrase posteriormente al mundo de los negocios. El fax se utiliza para enviar y recibir imágenes de todo tipo. Se le integraron tecnologías nuevas como un disco duro o un reproductor de semitonos, y tempranamente se le acopló un teléfono. Japón fue el mayor usuario de esta tecnología. El fax logró ampliarse a todas las tecnologías de comunicaciones actuales, y en seguida quedó obsoleto.

Fuente: http://www.que.es/

Publicar un comentario

0 Comentarios